76% de los inversores minoristas pierden dinero cuando operan con CFDs con este proveedor. Los CFDs son instrumentos complejos y tienen un alto riesgo de perder dinero rápidamente debido al apalancamiento. 76% de inversores minoristas pierden dinero cuando operan con CFDs en este proveedor. Debe considerar si comprende cómo funcionan los CFDs y si puede permitirse correr el alto riesgo de perder su dinero.

Admiral Markets Group consta de las siguientes empresas:

Admiral Markets Pty Ltd

Regulada por la Australian Securities and Investments Commission (ASIC)
Página web disponible sólo en inglés
CONTINUAR

Admiral Markets Cyprus Ltd

Regulada por la Cyprus Securities and Exchange Commission (CySEC)
CONTINUAR

Admiral Markets UK Ltd

Regulada por la Financial Conduct Authority (FCA)
CONTINUAR
Nota: si cierras esta ventana sin elegir una empresa, te comprometes a continuar según la regulación del FCA del Reino Unido.
Nota: si cierras esta ventana sin elegir una empresa, te comprometes a continuar según la regulación del FCA del Reino Unido.
Regulador CySEC fca

Mercado de bonos: guía básica

Los bonos son un producto del mercado de renta fija que proporcionan a organismos e instituciones una manera de obtener fondos para financiarse a largo plazo. Aunque existen diferentes tipos de bonos -que detallaremos a lo largo de este artículo- todos ellos funcionan básicamente de la misma manera.

Mercado bonos

En este artículo explicaremos:

  • Qué son los bonos
  • Cómo funcionan los bonos
  • Tipos de bonos
  • Calificaciones o rating de bonos
  • Invertir en renta fija

¡Comencemos!

Los bonos son un tipo de deuda. En otras palabras, son pagarés, una promesa de que el emisor pagará al tenedor del bono en los términos establecidos en este instrumento financiero. Al finalizar el periodo de la deuda se dice que el bono ha vencido, momento en el que el emisor reembolsará la suma original de la deuda (conocida como principal).

Las transacciones de deuda emitida por primera vez a los compradores se conocen como mercado primario, que es tan solo una parte de todo el mercado de renta fija. Existe también el mercado secundario, en el que los bonos ya emitidos en el primario se negocian e intercambian entre compradores y vendedores como valores de deuda. El mercado de bonos es muy grande y supera con creces al mercado de acciones.

Los mayores emisores de deuda son los gobiernos, que emiten bonos del estado. Se trata de bonos gubernamentales a largo plazo para ayudar a financiar los gastos necesarios para el desarrollo de sus países. Otros grandes emisores de títulos de renta fija son los bancos y las empresas. Explicaremos con detalle los bonos gubernamentales (o bonos del estado) y los bonos corporativos más abajo.

No obstante, además de los bonos existen otros tipos de valores de deuda. Entre ellos figuran las obligaciones, los pagarés y el papel comercial. En general, los bonos suelen tener plazos más largos que otros títulos de deuda.

Antes de entrar a detallar los tipos más comunes de bonos, resumamos rápidamente los términos clave que se usan cuando estamos hablando de estos instrumentos financieros:

  • Principal - Cantidad de deuda que el emisor ha asumido y sobre la que se pagan los intereses.
  • Vencimiento - Define la fecha en la que el principal debe ser reembolsado al tenedor del bono.
  • Cupón - Tipo de interés pagado por el emisor al tenedor del bono.
  • Rendimiento (yield) - Mide la rentabilidad que un inversor recibe de un bono. Se puede calcular de diferentes maneras, pero lo más sencillo es dividir el total de interés anual entre el precio actual de mercado.
  • Precio actual de mercado - Los bonos variarán su precio durante el plazo de vigencia en función de su comercialización en el mercado secundario.

Existe una relación íntima entre las tasas de interés y los bonos. Debido a que los bonos pagan una suma fija periódicamente se vuelven más atractivos cuando bajan los tipos de interés y menos atractivos cuando estos aumentan. Los precios de los bonos pueden variar respecto al precio de emisión y, a menudo, se utilizan como una aproximación a las expectativas futuras en torno a las tasas de interés a medio y largo plazo. Naturalmente, el precio de los diferentes tipos de bonos también se verá afectado si las percepciones cambian con respecto a la solvencia crediticia del emisor (más adelante comentaremos las calificaciones o rating de los bonos).

Tipos de bonos

En este epígrafe vamos a profundizar en cuatro tipos de bonos. Son los siguientes:

  • Bonos corporativos
  • Bonos del estado
  • Bonos municipales
  • Bonos supranacionales

Bonos corporativos

Las empresas pueden buscar vías de financiación de dos maneras principales: vendiendo acciones o emitiendo deuda en forma de bonos corporativos o renta fija privada. Hay muchas razones por las que una empresa puede querer lograr fondos mediante estas dos vías, como por ejemplo para actividades relacionadas con fusiones y adquisiciones o para financiar costes de expansión. No obstante, el aumento de capital tiene un coste. En el caso de las acciones, la compañía renuncia a parte de los derechos de voto y, generalmente, a un dividendo. Además, en las emisiones de deuda, la empresa incurre en costos de intereses.

Si bien una compañía puede emitir deuda con una amplia gama de vencimientos, los bonos corporativos generalmente se refieren a la deuda de la empresa con un plazo de al menos un año. La deuda a corto plazo se suele denominar títulos corporativos. El mercado secundario de bonos corporativos se intercambia con mayor frecuencia 'over the counter' (OTC) aunque algunos son negociados en bolsa.

Bonos del estado

Los bonos del estado son un tipo de deuda soberana. Los bonos del gobierno suelen tener un vencimiento de medio o largo plazo, desde un par de años hasta varias décadas, a diferencia de otra deuda soberana de corto plazo como las letras del tesoro (T-Bills). Los principales bonos de gobierno tienen disponibles contratos de futuros negociados en bolsa muy líquidos, lo que significa que son un tipo de bonos sencillos para los inversores minoristas.

Esta es una lista de los principales bonos gubernamentales:

  • US T-Bonds - También conocidos como bonos de largo plazo; tienen amplios vencimientos, entre 20 y 30 años.
  • US T-notes - Deuda de EEUU a medio plazo, con vencimientos de entre 2 y 10 años.
  • UK Gilts - Los hay de medio y de largo plazo y se refieren a deuda del gobierno de Reino Unido.
  • Bund alemán - Deuda alemana a largo plazo con vencimientos entre 8,5 y 10,5 años.
  • Schatz alemán - También conocido como bund a corto plazo, es la deuda alemana que vence alrededor de los dos años.
  • BOBL alemán - Bundesobligationen, deuda alemana a medio plazo, con vencimientos entre 4,5 y 5,5 años.
  • Bonos del gobierno italiano - También conocidos como BTP o Buoni del Tesoro Poliannuali, son de bonos del Tesoro italiano de medio y largo plazo con vencimiento entre 3 y 30 años.

Aunque la liquidez y el riesgo dependen del gobierno en cuestión, generalmente los bonos del estado suelen ser líquidos y se perciben como de bajo riesgo, particularmente los emitidos por países grandes, con economías consolidadas, como las que integran el G7. Vale la pena señalar, sin embargo, que siempre hay algún riesgo asociado.

Por ejemplo, Rusia es la duodécima mayor economía del mundo según los datos del Fondo Monetario Internacional y el Banco Central correspondientes a 2016. Sin embargo, dejó de pagar su deuda interna a finales de la década de 1990, y declaró una moratoria en su deuda exterior (lo que significa que se retrasa en el cumplimiento de sus obligaciones financieras) cuando se encontró en dificultades económicas.

Bonos municipales

Los bonos municipales son un tipo de bono sub-soberano. En Estados Unidos, los bonos emitidos por el gobierno federal son obligaciones y bonos del Tesoro, como hemos explicado más arriba. Por debajo del nivel federal, las instituciones más pequeñas del gobierno pueden también emitir deuda para lograr financiación a sus programas de gasto. Los valores de deuda emitidos por un gobierno local, como estados, ciudades, condados o entidades como colegios o aeropuertos de titularidad pública, es lo que se denomina bonos municipales o 'muni bonds'.

El mercado de bonos municipales es grande, está valorado en varios billones de dólares. En EEUU, el interés acumulado en dicha deuda generalmente está exento de impuestos federales y a veces incluso también exento de la fiscalidad estatal.

Bonos supranacionales

Un bono supranacional es un tipo de deuda de largo plazo que trasciende las fronteras de un país determinado. Son muy similares a los bonos del estado y tienden a tener un alto grado de solvencia. Un buen ejemplo de bonos supranacionales son aquellos emitidos por el Banco Central Europeo (BCE), una institución de crédito a largo plazo creada por los estados miembros de la eurozona.

Cuenta real

Cómo comprar bonos con Admiral Markets

Quizá ya sabes que Admiral Markets ofrece la posibilidad de operar con Forex, materias primas, acciones, y más, pero ¿sabías que Admiral Markets también ofrece la oportunidad de operar con CFD bono? Así es. Consulta qué opciones están disponibles pinchando en el banner de abajo.

Calificaciones de los bonos (Rating)

Tal y como hemos señalado, un tenedor de bonos está efectivamente prestando dinero al emisor de bonos. Ahora, al ser dinero prestado, una de las claves que necesitamos conocer es cuánto podemos confiar en el prestatario. Aquí es donde interviene la calificación de bonos o rating. Compañías como Moody's o Standard & Poors ofrecen servicios de calificación de deuda que ayudan a los inversores a hacerse una idea de la probabilidad de que un emisor de deuda cumpla con sus obligaciones de pago.

El rating más alto, el que refleja una mejor calidad de emisor, es AAA. Los bonos calificados con BBB o por encima tienen categoría de 'investment grade', lo que significa que son de calidad. Los bonos que son calificados como BB o por debajo se les denomina 'high yield' o de alto rendimiento, son los que popularmente se conocen como 'bonos basura'. Un bono que tiene la categoría de bono basura se considera que tiene un elevado riesgo de impago. En igualdad de condiciones, este rating reduce el atractivo de la deuda por lo que el emisor del bono se verá obligado a establecer un cupón más elevado para atraer a los compradores.

Invertir en bonos: conclusión

Como hemos explicado más arriba, cuando hablábamos del precio de mercado de los bonos, el valor de un bono está íntimamente relacionado con los tipos de interés. Esto hace que los futuros de los bonos sean una buena manera de operar si se tienen expectativas sobre el desempeño de las tasas de interés o si estamos buscando cubrir la exposición al riesgo de las tasas de interés. Admiral Markets ofrece CFDs sobre futuros de bonos y futuros de T-note a 10 años, que se pueden operar tanto en la MetaTrader 4 como en la MetaTrader 5.

Como sucede con los precios en Forex, el mercado de bonos también recibe el impacto de las noticias económicas. Para estar al tanto de lo que está afectando a los mercados de bonos es útil tener a mano todas las herramientas que nos ofrecen información al respecto. La imagen que mostramos a continuación refleja una captura de nuestro calendario económico.

calendario economico

Sea cual sea el producto que estás buscando para operar, ya sea bonos, acciones o Forex, una gran manera de comenzar es practicando en un entorno sin riesgo. Nuestra cuenta demo permite operar con fondos virtuales en productos financieros como pares de divisas, CFDs en materias primas, acciones, ETFs y muchos más.

El riesgo con esta cuenta de demostración es cero y se puede usar siempre que se necesite, hasta alcanzar la confianza necesaria en una estrategia de trading o cuando se sienta preparado para hacer la transición a una cuenta real. Confiamos en que encuentres útil esta introducción a los diferentes tipos de bonos.

CFD en bonos con Admiral Markets

Si ha leído lo suficiente y está preparado para ir directamente a los mercados, Admiral Markets puede acompañarle si desea invertir en renta fija a través de CFD. Ofrecemos una versión mejorada de la plataforma de trading MetaTrader que brinda a los operadores la posibilidad de aumentarla y de añadir características adicionales, como la herramienta Mini Trader que permite a los traders continuar abriendo o cerrando operaciones mientras siguen con su rutina diaria. Esta versión mejorada se llama MetaTrader Supreme Edition y está disponible tanto para Metatrader 4 como para MetaTrader 5.

MetaTrader Supreme Edition

Otros artículos que te pueden interesar

Sobre Admiral Markets

Somos un Bróker con presencia global y regulado por las máximas autoridades financieras. Brindamos acceso a las plataformas más innovadoras de Trading. Operamos con CFDs, acciones y ETFs.

¡Buen Trading!

Admiral Markets

Este material no contiene y no debe interpretarse como que contiene consejos de inversión, recomendaciones de inversión, una oferta o solicitud para cualquier transacción en instrumentos financieros. Tenga en cuenta que dicho análisis comercial no es un indicador confiable para ningún desempeño actual o futuro, ya que las circunstancias pueden cambiar con el tiempo. Antes de tomar cualquier decisión de inversión, debe buscar el asesoramiento de asesores financieros independientes para asegurarse de que comprende los riesgos.